Publicado el Deja un comentario

Fertilizantes orgánicos: Tierra más fértil sin químicos

Los fertilizantes orgánicos se ha convertido en una alternativa para productores debido a los beneficios que aporta a los campos y al bolsillo.

Rosaura Hernández | El Sol de Cuautla

Los fertilizantes orgánicos son una solución a diversos problemas ambientales y al incremento en el rendimiento de los campos de cultivo, pero no una alternativa para la producción agropecuaria; sin embargo, también representa un ahorro de casi 50 por ciento comparado con un fertilizante químico tradicional.

De acuerdo con Gerardo Gómez Cerón, ganadero y productor de Biol bovino, en Cuautla, este tipo de fertilizantes son una solución para las tierras productoras y para el crecimiento de plantas en general, pues logran incrementar el rendimiento en cualquier tipo de cultivo sin la necesidad de químicos, además del ahorro que representan.

Asegura que Biol bovino, fertilizante que produce, es un abono orgánico que se genera a partir de la descomposición de materiales orgánicos, como las heces de animales, plantas verdes, frutos y otros agentes naturales que, ante la ausencia de oxígeno, logran convertirse en la fuente fitorreguladora que ayuda a las plantas y a cultivos a tener un óptimo desarrollo.

Luego de ocho años, Gerardo logró determinar la forma correcta de obtener la carga benéfica de las heces de las vacas que, al pasar varios meses en un biodigestor, logra obtener una sustancia que puede ser utilizada a través del sistema de riego, aspersión o de manera directa.

“Mejora la disponibilidad de los nutrientes del suelo, aumenta su disponibilidad hídrica y crea un microclima adecuado para las plantas; estimula el desarrollo de las plantas y favorece su enraizamiento, entre muchos otros beneficios, pero algo muy importante a destacar es que para poder crear un producto así se tiene que comenzar a trabajar desde de la alimentación del animal para que esta pueda producir residuos sólidos buenos, es como el estómago de un humano, si esa persona lleva una mala alimentación, no toma agua, come alimentos de mala calidad sus desechos serán malos, con un olor desagradable, pero si a esa persona se le alimenta de manera correcta, come frutas y verduras, toma agua natural, su estómago se encargara de producir desechos buenos, por decirle de alguna manera, lo mismo pasa con las vacas, en este caso nosotros estamos certificados con buenas prácticas pecuarias y cuidamos todo lo de nuestras vacas”.

Y es que ante el aumento que los fertilizantes registran en el mercado, los productos orgánicos se han convertido en una opción, pues sus beneficios superan a los químicos, incluso en el precio, pues mientras un bulto de urea, que rinde para una hectárea, cuesta mil 100 pesos, una garrafa de 20 litros de biol tiene un valor de 250 pesos, que, además, tiene el mismo rendimiento.

El ganadero señaló que con esto se logra solucionar problemas de contaminación, pero al mismo tiempo brindar opciones para la fertilización de plantas y cultivos, esto ante una crisis alimenticia, que a decir del mismo se prevé, así como ante un incremento en los costos de todos los fertilizantes.

Beneficios

  • Mejora la disponibilidad de los nutrientes del suelo, aumenta la disponibilidad hídrica y crea un microclima adecuado para las plantas.
  • Este tipo de fertilizantes son una solución para las tierras productoras y para el crecimiento de plantas en general.

FUENTE: elsoldecuautla

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *